Dominio de Bitcoin y su impacto en el mercado criptográfico

Dominio de Bitcoin y su impacto en el mercado criptográfico

Bitcoin es como el personaje principal de la historia del dinero digital. Ha existido por más tiempo y es la más valiosa en términos de su valor en comparación con todas las demás monedas digitales. Imagínelo como el jugador más famoso del mundo del dinero online.

Ahora, hay una manera de medir qué tan importante es Bitcoin en comparación con todos los demás dineros digitales que existen. Se llama dominio de Bitcoin. Digamos que todo el dinero digital del mundo suma 1 billón de dólares, y la participación de Bitcoin es de 600 mil millones de dólares. Eso significa que Bitcoin es el jefe del 60% del mundo del dinero digital.

Pero el mundo del dinero digital no se trata sólo de Bitcoin. Hay más de 12.000 tipos diferentes de monedas digitales, como Ethereum, Ripple y otras, y constantemente aparecen otras nuevas. Esto significa que Bitcoin es importante, pero no es el único jugador en el juego. Hay mucho debate entre los fanáticos del dinero digital. Algunos prefieren Bitcoin y piensan que es lo mejor, mientras que a otros les gusta mezclar cosas e invertir en diferentes monedas digitales, apostando por un futuro en el que se utilicen muchos dineros digitales diferentes.

En pocas palabras, Bitcoin es un actor importante en la escena del dinero digital, pero es parte de un mundo más grande y en constante cambio de monedas digitales.

¿Qué es el dominio de Bitcoin?

El dominio de Bitcoin es una medida clave en el mundo de las criptomonedas, que muestra el valor de mercado de Bitcoin en comparación con el valor de mercado total de todas las criptomonedas. Se calcula dividiendo la capitalización de mercado de Bitcoin (su precio actual multiplicado por la cantidad de monedas en circulación) por la capitalización de mercado total de todas las criptomonedas. Por ejemplo, si la capitalización de mercado de Bitcoin es de 539 mil millones de dólares y la capitalización de mercado total para todas las criptomonedas es de 1,16 billones de dólares, entonces el dominio de Bitcoin es del 46%.

Históricamente, el dominio de Bitcoin ha experimentado cambios significativos. Inicialmente, representaba el 99% del mercado, lo que refleja su condición de primera criptomoneda. A lo largo de los años, a medida que el mercado se expandió con nuevas criptomonedas, el dominio de Bitcoin fluctuó. Por ejemplo, en 2017, el aumento de las ofertas iniciales de monedas ( ICO ) y nuevas monedas como Ethereum provocaron una caída en el dominio de Bitcoin.

Otra perspectiva sobre el dominio de Bitcoin es el Índice de Dominio Real de Bitcoin , que se centra únicamente en las criptomonedas utilizando un mecanismo de consenso de Prueba de Trabajo, similar a Bitcoin. Este índice a veces ofrece una visión diferente, por ejemplo, situándose en torno al 70,5% en un momento dado, excluyendo las ICO y las monedas estables .

La tendencia general del dominio de Bitcoin ha ido disminuyendo, especialmente con el crecimiento de las altcoins . En 2013, Bitcoin tenía alrededor del 94% de dominio, lo que cambió drásticamente con el auge de las ICO en 2017. Esto llevó a un aumento significativo en el número de criptomonedas, y el dominio de Bitcoin cayó hasta el 37,6% a principios de 2018. Después de recuperarse a alrededor de 71% en 2019, ha fluctuado, lo que refleja la continua evolución y competencia dentro del mercado de las criptomonedas. Según los últimos datos, el dominio de Bitcoin ronda el 42,5%, lo que indica un mercado criptográfico más diversificado y competitivo que en sus primeros días.

Por qué el dominio de Bitcoin sigue siendo importante hoy

El dominio de Bitcoin, una métrica crítica en el mundo de las criptomonedas, afecta el sentimiento del mercado y las estrategias comerciales. Desempeña un papel importante en el índice criptográfico Fear and Greed , un indicador que evalúa las emociones del mercado. Cuando aumenta el dominio de Bitcoin, a menudo indica miedo en el mercado, lo que lleva a los inversores a girar hacia Bitcoin como una opción aparentemente más segura que las altcoins.

Por el contrario, los cambios en el dominio de Bitcoin pueden señalar el inicio de una " temporada de altcoins ", en la que las criptomonedas alternativas aumentan su valor frente al dólar y Bitcoin. Esto ocurre cuando el mercado cambia su preferencia hacia las altcoins, disminuyendo la participación de Bitcoin en el mercado criptográfico general.

La influencia del dominio de Bitcoin se extiende más allá de la criptoesfera, y los factores macroeconómicos desempeñan un papel fundamental. Estos factores incluyen:

  • Desarrollos regulatorios : cuando los reguladores favorecen a Bitcoin sobre las altcoins, ya sea a través de declaraciones o legislación, pueden inclinar a los inversores hacia Bitcoin, aumentando así su dominio.
  • Sentimiento del mercado en las finanzas tradicionales : el miedo en los mercados financieros convencionales puede impulsar el dominio de Bitcoin a medida que los inversores perciben las altcoins como más riesgosas y cambian su enfoque hacia Bitcoin.
  • Política monetaria : Las políticas monetarias laxas, como la flexibilización cuantitativa, que infunden más liquidez al sistema financiero, tienden a beneficiar a Bitcoin, lo que se refleja en su dominio.
  • Búsqueda de refugio seguro : en tiempos de inestabilidad financiera, como el colapso bancario a principios de 2023, Bitcoin a menudo ve un aumento tanto en el precio como en el dominio a medida que los inversores buscan activos más seguros fuera del sistema financiero tradicional.

Dentro del propio ecosistema criptográfico, factores como la introducción y rápida adopción de nuevas altcoins pueden reducir el dominio de Bitcoin. Por el contrario, las actualizaciones tecnológicas exitosas de Bitcoin pueden aumentar la confianza de los inversores y, posteriormente, su dominio. Además, el dominio de Bitcoin fluctúa con la especulación de los comerciantes; un aumento simultáneo en su precio y dominio generalmente indica una perspectiva bajista para las altcoins, mientras que una disminución en el dominio junto con un aumento de precio puede ser alcista para las altcoins.

En esencia, el dominio de Bitcoin es un indicador multifacético, influenciado por diversas tendencias económicas globales y desarrollos internos del mercado criptográfico. Sus variaciones ofrecen información valiosa sobre el comportamiento de los inversores y la fuerza relativa de Bitcoin en comparación con las altcoins.

¿El dominio de Bitcoin es bueno o malo?

El dominio de Bitcoin es una métrica que se ha utilizado durante mucho tiempo en el mundo de las criptomonedas, principalmente para ayudar a gestionar el riesgo, identificar proyectos prometedores y decidir cómo distribuir las inversiones en una cartera de criptomonedas. A pesar de su popularidad, especialmente entre los partidarios de Bitcoin, esta métrica no está exenta de controversia.

Algunos críticos argumentan que la influencia de Bitcoin en el mercado está disminuyendo, sugiriendo que su dominio sólo fue significativo en el pasado debido al número limitado de criptomonedas disponibles. Creen que a medida que el mercado evolucione y se diversifique, el impacto de Bitcoin disminuirá.

Por otro lado, el dominio de Bitcoin sigue siendo una herramienta favorita entre muchos comerciantes por su conocimiento de las tendencias del mercado. Sin embargo, cada vez es más evidente que esta métrica no es tan sencilla como antes. Los críticos señalan que el dominio de Bitcoin está mostrando un comportamiento sin precedentes, posiblemente perdiendo su eficacia como indicador de sentimiento.

Este escepticismo surge de la creciente complejidad del ecosistema criptográfico y las limitaciones de la métrica de dominio de Bitcoin. Factores como la pérdida de bitcoins y la variación de la liquidez del mercado, que no se tienen en cuenta en el cálculo del dominio, pueden distorsionar la percepción de la capitalización de mercado de Bitcoin y, por extensión, su dominio percibido.

Además, se espera que la afluencia de nuevas altcoins diluya aún más el dominio de Bitcoin. A medida que se expande el mercado de altcoins, la relevancia del dominio de Bitcoin como indicador de mercado para el espacio criptográfico más amplio se vuelve más incierta. Es importante señalar que el dominio de la capitalización de mercado de Bitcoin no refleja necesariamente su valor real ni implica una afluencia repentina de inversiones en el mercado.

En conclusión, si bien el dominio de Bitcoin sigue siendo una herramienta útil para algunos traders, cada vez más se lo ve como una de las muchas señales en un mercado complejo e impredecible. Su ascenso o caída no es intrínsecamente bueno o malo, sino más bien un reflejo del panorama cambiante del mercado de las criptomonedas. Se recomienda a los operadores que consideren una variedad de indicadores para una estrategia comercial más completa.

Tenga en cuenta que Plisio también le ofrece:

Cree facturas criptográficas en 2 clics and Aceptar donaciones criptográficas

12 integraciones

6 bibliotecas para los lenguajes de programación más populares

19 criptomonedas y 12 blockchain